El Hospital Juan Ramón Jiménez acoge a la nueva promoción de 64 residentes que inician su especialización en el centro

Este año han optado por este centro siete graduados más que el año anterior

El Hospital Universitario Juan Ramón Jiménez ha acogido esta mañana a la nueva promoción de Especialistas Interno Residentes (EIR) que inician su período de especialización en el centro hospitalario para completar su formación de postgrado. Un total de 64 graduados en diferentes ramas de Ciencias de la Salud (Medicina, Psicología, Farmacia y Enfermería) comienzan su itinerario formativo en alguna de las 31 especialidades acreditadas en el centro hospitalario para la formación postgrado.

El acto de bienvenida ha contado con la delegada territorial de Salud, Manuela Caro, el director gerente, José Luis Bonilla, y el jefe de Estudios, Antonio Pereira. Les ha acompañado el residente de 4º año de Pediatría, Gloria Toledo Muñoz-Cobo, quien les ha expuesto su experiencia y su visión del día a día en el hospital

Un acto en el que les han transmitido ilusión y entusiasmo como motores en esta nueva etapa en la que van a experimentar un intenso crecimiento a nivel profesional y también personal, con un apretado programa formativo con el fin de prepararles para el desarrollo de sus funciones tanto asistenciales, como docentes e investigadoras con el asesoramiento de la Fundación onubense de investigación FABIS con sede en el centro.

Los nuevos licenciados se integran en la gran familia de los EIR del Hospital Universitario Juan Ramón Jiménez, conformada en la actualidad por 218 profesionales que están realizando la formación postgrado.

De este modo, en la especialidad de Medicina de Familia y Comunitaria se incorporan 12 residentes; en Pediatría y en Enfermería Familiar y Comunitaria se incorporan 4; en Cardiología, Medicina Interna, Ginecología y Obstetricia y Enfermería de Salud Mental, 3 residentes en cada una de ellas. Por su parte, en Traumatología, Cirugía, Oftalmología, Rehabilitación, Neumología, Psiquiatría, Psicología, Radiodiagnóstico y Medicina del Trabajo, se cuenta con 2 incorporaciones. El resto de especialidades (Anatomía Patológica, Anestesia, Digestivo, Hematología, Medicina Intensiva, Nefrología, Oncología Médica, Oncología Radioterápica, Otorrino, Urología y Enfermería del Trabajo) incorporan un residente cada una.

El periodo de formación de los EIR se desarrolla siempre bajo la supervisión y apoyo de un tutor principal, que acompañará a cada residente a lo largo de todo su proceso formativo, así como con la participación activa y constante del resto de profesionales de los centros sanitarios. La duración oscila entre los dos años en el caso de Enfermería y los cuatro o cinco en los Facultativos en función de la especialidad elegida.

Los residentes rotan por diferentes servicios del hospital a fin de adquirir capacitación en las diferentes áreas de su competencia, optando también a rotaciones externas en otros hospitales nacionales e internacionales de reconocido prestigio en la especialidad correspondiente. La tutela de este proceso formativo y las evaluaciones correspondientes está coordinada por la Comisión de Docencia del hospital, entre cuyas funciones figura la de velar por el cumplimiento de los programas de formación. El sistema EIR, con validez en todo el territorio nacional, es un método formativo para postgraduados basado en la participación activa en la asistencia como una línea básica de aprendizaje, cuyo objetivo es que el residente alcance progresivamente los conocimientos necesarios para el ejercicio de su especialidad.